Invertir en tecnología digital y diversidad es la clave para un futuro resiliente

Si la pandemia nos enseña algo, es a ser resilientes en las crisis: mitigar los impactos o las conmociones, y responder y recuperarse rápidamente. A medida que nos conectamos más, sabemos que esta no será la última pandemia que enfrentaremos. Tanto en los negocios como en la salud pública, no hay lugar para la complacencia. Juntos, debemos aprender lecciones de la crisis actual para prepararnos para cualquier desafío que pueda enfrentar el futuro.

Sobre el Autor

Stephen Corfield es director de industria en fuerza de ventas.

La clave para desarrollar la resiliencia, en primer lugar, es el realismo: darse cuenta de que tiene un problema y resolverlo. En segundo lugar, optimismo, para innovar y lograr el éxito desde cualquier lugar. A medida que salgamos de la pandemia, sabemos que no volveremos a ser como eran las cosas. Estamos en transición a un mundo completamente digital que funciona desde cualquier lugar. Es hora de invertir, en tecnología, personas y generaciones futuras. Con este fin, existen tres principios que las organizaciones y empresas de todos los tamaños deben seguir para volverse resilientes y seguir siendo resilientes en un mundo cambiante.

Aprenda a pivotar entre los mundos virtual y físico.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here