Nina Otero Warren, defensora feminista y nueva educadora mexicana, se presentará en el US Quarter | educación

La Casa de la Moneda de los Estados Unidos ha anunciado que una destacada defensora del sufragio de Nuevo México y la primera mujer en servir como superintendente de una escuela pública en el condado de Santa Fe aparecerá en el cuarto trimestre de su Programa American Women Quarters en 2022.

La noticia del reconocimiento nacional de Nina Otero Warren causó sensación en las Escuelas Públicas de Santa Fe, que la nombraron Escuela Comunitaria Nina Otero en su lado sur en 2014.

“¡Muy emocionantes noticias de que Nina Otero Warren aparecerá en el Quarter!” Dijo el condado en una publicación de Facebook el viernes.

“Nina Otero Warren ha sido una pionera en la educación, liderando tanto con su voz como con sus acciones”, escribió el superintendente Hilario “Larry” Chávez en un correo electrónico reciente.

Representada en un diagrama de cuartos con las manos juntas y rodeadas de flores de yuca, Otero-Warren es una de las cinco mujeres que participarán en el programa de cuartos el próximo año, el primero de un programa de cuatro años. A ella se unieron la escritora y activista Maya Angelou, la astronauta y educadora Sally Ride, la jefa Cherokee Wilma Mankiller y la estrella de cine chino-estadounidense Anna Mae Wong.

Otero-Warren abogó por la preservación de la cultura y el idioma españoles a medida que llegaban más colonos anglosajones al territorio a fines del siglo XIX y principios del XX.

También se convirtió en defensora de la preservación de los idiomas y la cultura tradicionales en las escuelas de Santa Fe para estudiantes nativos americanos e hispanos durante su mandato como superintendente, que comenzó en 1918 y se extendió por más de una década.

El puesto atrajo su atención nacional mientras presionaba a la legislatura estatal para obtener salarios más altos y una mejor capacitación de maestros.

Quizás sea más conocida por liderar los esfuerzos en Nuevo México para ratificar la Decimonovena Enmienda y asegurar el derecho al voto de las mujeres.

Se le atribuye gran parte de la victoria de febrero de 1920 del movimiento feminista del estado, en la que enfatizó la importancia de llegar a las mujeres de habla hispana y reclutar mujeres latinas para luchar por el derecho al voto.

Mientras Otero Warren y otros aseguraron mujeres hispanas en Nuevo México en 1920, junto con anglos, pasaron años antes de que las mujeres nativas americanas y las mujeres de otras razas también pudieran votar.

Otero-Warren, quien murió en Santa en 1965, pasó sus últimos años en una granja fuera de la ciudad llamada Las Dos, con su pareja Mamie Medors, quien también fue una destacada defensora del sufragio femenino. La pareja fundó una empresa inmobiliaria con el mismo nombre en la década de 1940.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here